Por su alto valor nutritivo, contienen casi todas las vitaminas y minerales. Las verduras han sido apreciadas desde siempre como un alimento indispensable en la dieta humana. Constituyen una de las bases del modelo alimentario mediterráneo exportado a todo el mundo, y son el contorno por excelencia de cualquier plato. En la gastronomía oriental, tiene un papel protagónico. Ligeras y equilibradas, las verduras permiten dar rienda suelta a la imaginación en la cocina, pues admiten cualquier tipo de preparación.

Las verduras son uno de los alimentos más saludables de consumo del ser humano, en parte porque aportan pocas calorías. Sin embargo, los métodos de preparación y las condiciones en que se conservan son determinantes para que sus cualidades nutritivas se mantengan intactas. De allí que sean ideales para dietas saludables que permitan bajar de peso.

Se componen mayoritariamente de agua donde se concentran gran cantidad de vitaminas (sobre todo A y C) y minerales esenciales (hierro, calcio, magnesio…), además de ser ricas en fibra y pobres en calorías. Entre los miembros de este reino vegetal ideales para poder adelgazar se encuentran:

Pepino:

El pepino es utilizado en la mayoría de dietas adelgazantes gracias a su poder depurativo, esta hortaliza apenas aporta 16 calorías en 100 gramos y su gran contenido de agua y fibra, lo hace  un calmante de la ansiedad, se convierte en un estimulante para bajar de peso. Proviene de la misma familia de la sandía, calabaza y calabacín y su gran contenido de agua (96 %), lo hace un aliado ideal para adelgazar, ya que puede actuar como limpiador de impurezas en el organismo desintoxicando el cuerpo.

Es recomendado para quienes desean mantener un peso ideal, ya que no contiene grasa, puede reducir los niveles de colesterol, e  hidratar el cuerpo,  ayuda con la retención de líquidos acumulados en el organismo.

Es rico en enzimas y vitaminas, tiene efectos antienvejecimiento debido a que es un excelente antioxidante, estimula la circulación sanguínea. Se puede consumir de varias maneras  (crudo, en ensaladas, batidos y jugos).

Tomate:

El agradable aspecto, la multiplicidad de aplicaciones, el buen sabor, la fácil digestión y la riqueza en vitaminas, han influido evidentemente en su aceptación.

Existen muchas razones por las que el tomate puede ayudar a bajar de peso y adelgazar. Primero, es muy bajo en calorías, un tomate de tamaño mediano contiene tan sólo unas 22 calorías. Un tomate mediano brinda saciedad, aporta una gran cantidad de nutrientes y mantiene la ingesta calórica diaria baja, lo cual es fundamental si se busca perder peso.

Los tomates también son muy bajos en grasa y carbohidratos, ricos en fibra, que ayudan a sentirse satisfecho, evitando los antojos y la ansiedad que hace que se coma en exceso (aumentando así el consumo diario de calorías). La fibra también ayuda a mantener el sistema digestivo saludable, lo que es esencial para que el cuerpo procese y absorba adecuadamente los nutrientes de lo que se ingiere.

Aunque los tomates contengan algo de azúcar natural, siguen siendo muy bajos en el índice glucémico, es decir, que no tienen un gran efecto sobre el nivel de azúcar en la sangre, evitando que el cuerpo libere insulina; una hormona que puede provocar la acumulación de grasa haciendo que se aumente de peso.

Si bien los tomates  tienen grandes beneficios para hacer uno de los alimentos para bajar de peso ideales, también  pueden reducir el riesgo de enfermedades cardíacas en un 25%. Esto se debe a la gran cantidad de licopenos que contienen; un antioxidante importante que es a su vez el encargado de dar ese color rojo característico del tomate. Estudios también han vinculado este alimento con una reducción en el riesgo de cáncer, osteoporosis y artritis.

El tomate fresco contiene tan abundante cantidad y variedad de vitaminas que pocos alimentos vegetales pueden comparársele, sobre todo en cuanto a las vitaminas A, complejo B, K y E. En el caso de los minerales están el hierro, magnesio y fosforo.

Gracias a su alto contenido de vitaminas y minerales, los tomates son excelentes para impulsar el sistema inmune, reducción de la presión arterial y la inflamación, un excelente beneficio para aquellas personas que sufren dolores crónicos o problemas en las articulaciones.

La inclusión del tomate en la  alimentación sea por mejorar el estado de salud o adelgazar es sencilla, desde un vaso de jugo al día o para acompañar unas rodajas de aguacate y huevos para el desayuno, relleno de un sándwich o ensaladas. Son deliciosos en una salsa fresca o pico de gallo con verduras a la plancha y hasta preparados como brochetas a la parrilla.

Pimentón:

Los frutos presentan grandes diferencias entre sí por lo que respecta a la forma, tamaño, color y especialmente por el contenido y la clase de su principio activo, la picante Capsaicina.

Según el “Centro de Nutrición Humana” de la Universidad de California, en Estados Unidos, los pimientos son muy adecuados para quemar calorías del organismo. Sea cual sea su variedad o su color, son ricos en capsaicina, compuesto  que permite aumentar la temperatura del cuerpo y favorecer la pérdida de peso por el proceso conocido como termogénesis. También ayuda en el mantenimiento del peso ideal por aumento de la sensación de saciedad para reducir el consumo de calorías y grasas.

Las verduras no son los únicos alimentos para bajar de peso, también hay condimentos como la canela cuya ingesta ayuda a reducir las cifras de azúcar en sangre en las personas diabéticas; tan sólo media cucharita puede ayudar a disminuir también los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre.

En tal sentido, acelera el metabolismo gracias a su poder termogénico, en beneficio de reducir la adiposidad del cuerpo en áreas como el cuello y el abdomen.

En las dietas saludables, es normal encontrar frutas como la piña. Gracias a su función diurética, ayuda a que el organismo elimine los líquidos extras retenidos.

Al hacerlo, también remueve muchas de las toxinas que persisten en el cuerpo. Algunas de las causas asociadas con la retención de líquidos van desde estilos de vida poco saludables, como pasar mucho tiempo sentados, consumir demasiada sal, y hasta problemas en el sistema circulatorio.

La piña, como cualquier otro diurético, debe ser consumida naturalmente y sin llegar a utilizarla de una manera obsesiva, ya que una pérdida extrema de líquido puede llegar a causar deshidratación. Dicho beneficio de la piña está obviamente asociado con la pérdida de peso. Y es que, al eliminar el exceso de líquido en el organismo, se pierde el grosor en esas partes del cuerpo donde se tienden a acumular líquidos, como el abdomen y la cara.

Asimismo, gracias a su bajo contenido de calorías y a que está compuesta en gran parte de agua, la piña es un alimento que se puede consumir sin aumentar considerablemente la ingesta calórica. Y por su contenido de fibra regula el proceso digestivo.

Esta magnífica fruta también es rica en una sustancia llamada bromelina, enzima con acción proteolítica para una mejor asimilación de los aminoácidos que las componen. Es decir, que permite romper proteínas de difícil digestión.

De este modo, la bromelina ayuda a evitar esos malestares asociados con comidas difíciles de procesar en el sistema digestivo: estreñimiento, estómago hinchado, gases, etc.

Para finalizar, es importante tomar en cuenta que, para beneficiarse de  todos sus beneficios, la piña debe consumirse preferiblemente el mismo día en que se abre. En la medida de lo posible se consumirá directamente y no en jugo,  para así aprovechar el máximo de sus nutrientes.

La elección ideal deben ser los alimentos frescos y no procesados, los últimos suelen ser alterados por procesos de conservación que podrían afectar el nivel hormonal. Las hormonas juegan un papel importante en la habilidad del cuerpo para adelgazar y procesar las calorías, así que mantenerlas bajo control es fundamental. Además de elegir los alimentos adecuados, es muy importante que se mastiquen bien. La sensación de saciedad tarda 20 minutos en llegar al cerebro. Al comer despacio, se ingiere menos alimentos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.